¡Bienvenid@!

No olvides votar por nosotros. El foro necesita de tu ayuda para crecer.
Conectarse

Recuperar mi contraseña









Enlaces Rápidos






Ambientación

Pasa el ratón por encima para desplazar la información.
















Administración

Reina
MP - PERFIL
Últimos temas
» Lyurand Terris [Normal]
Miér Sep 17, 2014 5:15 am por Invitado

» Kagami no Sekai
Dom Mar 09, 2014 7:17 pm por Firo Prochainezo

» La ficha del dragon
Jue Mar 06, 2014 1:03 pm por Aemon Targaryen

» The Snow Queen
Miér Mar 05, 2014 4:55 am por Elsa

» estado foro
Jue Feb 06, 2014 12:41 pm por Afiliación

» {Cambio de botones} Afiliado élite Amaranth
Dom Dic 29, 2013 11:45 pm por Invitado

» Más que una cena (Privado/R+18)
Mar Dic 24, 2013 1:50 am por Louise Biel Germania

» Un último té (Privado / R+18)
Dom Dic 22, 2013 5:12 am por Maria Beilschmidt

» Helado para dos (Privado)
Jue Dic 19, 2013 10:06 pm por Cecilia Vargas

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 21 el Miér Mayo 07, 2014 12:07 am.




Élite

SSTL RXJ DarkRomance Ao no Yume Kuroi Bara Pandora Shin Seiki Heaven's Feel Etherion Infernal Apocalyptic Amaranth Mundo Mágico Latino The History of Camelot Door To Averno Photobucket Bleach Legend Story Shinobi Sensu Pokémon, the Last Challenge Sword Art Online Proyect Fuck Off PsicoticHetalia Crear foro Etoile Ao no Exorcist Rol Medieval Aladria No More Panties! Forbidden City Sekai Hana Criminal Project Bleach Legend Story  photo 88888888_zpsb8821a0a.png




































Créditos&Copyright

Skin diseñado por Skaôi de SourceCode. Licencia de Creative Commons
Ragnarok: Royal Wars is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Helado para dos (Privado)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Vie Mar 02, 2012 8:31 pm

Soltó un suspiro cansada mientras terminaba de subir las escaleras que llevaban al segundo piso. Sosteniendo el tarro de helado y la cuchara con la mano, se situó frente a la puerta del cuarto de su amo para tocar un par de veces, recibiendo como única respuesta sus sollozos. A veces tenía la sensación de que ella incluso era más masculina que él.

-Amo, voy a entrar- Avisó, cansada de tocar y no obtener respuesta.

No le sorprendió encontrarlo allí tirado sobre el colchón, llorando a lágrima viva como toda una colegiala despechada. Después de todo, otra vez había fracasado en una de sus citas y su "amada" había salido huyendo de él, como era costumbre...

Caminó hasta quedar frente a él para tenderle el bote de helado. Ahora sólo tenía que esperar hasta el día siguiente para que se le pasara...
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Dom Mar 18, 2012 10:10 pm

Tal vez su comportamiento no era el de todo un "hombre maduro", pero realmente no era como si le importara.

Tomó otro pañuelo y se sonó la nariz con fuerza, sin poder dejar de llorar. Nuevamente lo habían despechado, por lo que se encontraba sensible. Ya era la tercera chica en lo que iba del mes, y si no encontraba pronto una esposa, nunca podría tener hijos que siguieran con su legado. ¿Es que acaso su destino era morir joven y solo?

Escuchó que tocaban a la puerta, y sólo atinó a sollozar un poco más en respuesta. Asomó apenas su cabeza de entre las sábanas para poder ver a Cecilia, quien se acercaba a él con un bote de helado y una cuchara. Vaya, ya hasta sabía que llevarle sin necesidad de pedirlo.

- ¡Volvieron a dejarme, Ceci! - sollozó tan masculinamente como pudo, mientras que tomaba el helado y comenzaba a comerlo, sin importarle mucho que se viera como toda una doncella despechada o se le congelara el cerebro - ¡A-a este paso moriré solo!
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Lun Mar 19, 2012 1:44 pm

Suspiró ante sus palabras y trató con todas sus fuerzas de no golpearse la frente con su mano.

-Amo, para haberlo "dejado" primero tuvieron que haber "andado". Y me temo que acosar a mujeres e intercambiar unas palabras con ellas no cuenta como "salir con ella"- Explicó lo más sensatamente que pudo, casi como si le explicara a un niño pequeño.

Y el problema con el era que no sólo las acosaba espiándolas a la distancia, sino que las perseguía más de cerca y cuando se atrevía a hablarles les pedía descaradamente que tuvieran un hijo. ¿Cómo no quería que se espantaran con eso?

-Sólo es cuestión de encontrar a la mujer indicada, amo- Agregó a modo de consuelo. Claro, era completamente imposible encontrar a la "mujer indicada" si se seguía comportando de esa manera, pero al menos podía intentar hacerlo guardar algunas esperanzas.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Lun Jun 04, 2012 7:26 pm

Dejó por un momento el enorme bote con helado que tenía entre sus brazos y la miró como si lo hubiera abofeteado. Sus labios temblaron un poco, y sus ojos amenazaron con volver a llorar.

- ¿Y-y si esa chica nunca llega? ¡¿Y SI NUNCA ME CASO?! - y allí estaba de nuevo su pequeña crisis de la edad. Lloró un poco, de forma dramática -. ¡Si muero en el Ragnarok no dejaré a ningún descendiente que se vengue por mí! ¡Cómo uno de los primeros hijos, tengo que demostrar que tan macho soy al engendrar a un niño!

Comenzó a comer nuevamente helado, esperando que eso lo tranquilizara. Su primera opción para tener hijos era Louise, puesto que al ser ambos fénix, el niño tendría más oportunidades de sobrevivir y quedaría protegido por su madre hasta que los dos murieran, pero el hecho de que Bent estuviera con ella arruinaba su plan. El pelirrojo no dejaba que se le acercara a menos de 15 metros.

Mira también podría ser una opción, pero a como era ella, simplemente la descartaba. Alice menos, y con el resto de sus hermanas ni hablaba. Podía buscarse a otra criatura sobrenatural para tener herederos, pero todas huían de él antes de que pudiera tan siquiera decirles "hola", y esto se debía a su "mala fama".

Soltó un suspiro de cansancio después de que lograra calmar su llanto, y después centro su mirada en Cecilia.

- ¿Qué debería de hacer? - preguntó, mientras que sorbía un poco con la nariz.
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Mar Jun 05, 2012 11:02 pm

Suspiró pesadamente, intentando disimular su fastidio meramente por respeto, o de lo contrario ya le habría dado un zape y gritado que se comportara como un hombre, que así parecía una adolescente despechada. Pero claro, no podía permitirse decir eso, por lo que simplemente se mordió la lengua antes de decir nada más.

-Tranquilo, amo. Sólo tiene que... cambiar su método, y le aseguro que encontrará a una buena mujer- Sugirió, intentando ser lo más suave posible.

"¡Si quieres demostrar qué tan macho eres entonces deja de lloriquear como una mujer desesperada!" Farfulló en su mente.

Simplemente se limitó a pasarle un pañuelo para que se limpiara y no se viera tan miserable.

-De momento solo debe calmarse, a las mujeres no les gustan los desesperados- Respondió, recordando que ella misma detestaba a ese tipo de sujetos cuando se le insinuaban. -Y no debe preocuparse por encontrar pareja tan pronto... tampoco es tan... - "viejo, anciano, abuelito"... hizo un recorrido mental por todas las definiciones de "viejo", en busca de una palabra que no sonara tan fea ni ofensiva -amm... mayor- Soltó finalmente.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Jue Jun 07, 2012 6:39 pm

Con un sorbido de nariz, una pequeña sonrisa creció en sus labios ante las primeras palabras de la menor.

- ¿T-tú crees? - balbuceó. Vale, tal vez no debería de desesperarse todavía, tenía años de sobra para encontrar a su mujer ideal y formar su familia. El Ragnarok todavía no se encontraba cerca, así que podía "descansar" mientras tanto.

Pero ante lo segundo, sintió como si le hubieran dado un golpe bajo en el estómago. En aquel instante recordó su edad, y su pequeña crisis regresó. Sus hermanos menores (mucho menores) ya tenían hijos, ¡incluso Mirajanne ya era madre! Rompió en llanto nuevamente, para luego aferrarse a la otra, ocultando su rostro entre sus pechos (claro está, ni se dio cuenta de aquello).

- ¡¡CLARO QUE ESTOY VIEJO!! ¡YA PASÉ LOS MIL AÑOS, A ESTE PASO ME SALDRÁN CANAS Y MORIRÉ SIN SIQUIERA HABER TENIDO UN HIJO! - se quejó con la voz quebrada. Era claro que los Fénix tardaban siglos en envejecer, y que técnicamente él apenas era un "Fénix joven" a comparación de su madre, quién ya tenía sus siglos de experiencia.

Pero claro está, Dustin era tan distraído que no reparaba en esos detalles.
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Mar Jul 24, 2012 1:30 am

No esperaba esa reacción por parte de él. O bueno, sí esperaba que se largara a llorar como toda una señorita desesperada, como solía hacer con frecuencia... pero lo que no esperaba era que se le lanzara directo a ella para restregar su cara contra sus pechos, haciendo que rápidamente el color se le subiera al rostro hasta dejarla al rojo vivo.

Y es que además de que no estaba acostumbrada al contacto en aquella parte (principalmente porque ella misma se encargaba de castrar y moler a golpes a todo aquél espécimen del sexo opuesto que se le ocurriera siquiera mirarla descaradamente), ese día no se había vendado los pechos, aprovechando que no iban a salir a ningún lado y en el castillo sólo estaba su amo, a quien ni tenía que ocultarle el hecho de ser mujer.

Y por un momento tuvo que resistir el fuerte impulso de meterle un rodillazo hasta sacarle el alma...

Con toda la delicadeza que pudo, lo tomó por los hombros para separarlo de ella y mirarlo a la cara, sin poder evitar mostrarse con un semblante ya de mala leche, además del sonrojo.

-Amo, yo creo que ni siquiera su venerada madre entra en la categoría de "anciana", con los milenios que ya ha vivido...- Trató de hacerlo entrar en razón, principalmente para que dejara de pegársele como lapa.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Vie Dic 07, 2012 5:22 am

Cuando la menor le separó de ella, Dustin tenía toda la cara típica de un chico despechado: los mocos y las lágrimas le escurrían por montones y ya tenía la nariz y las mejillas más que rojas. Intentó regresar al refugio que eran los pechos de Ceci, pero por más que intentaba volver a pegársele como lapa, la otra lo evitaba.

Aquello sólo provocó que sollozara un poco más.

- ¡Ella ya está anciana! ¡Si no lo parece es porque se baña en sangre de jóvenes vírgenes! - confesó, mientras que agarraba las sábanas para poder limpiarse la cara. Realmente le importaba poco que las personas supieran del "pequeño secreto" de su madre. Principalmente porque no le importaba lo que sucediera con ella.

Tras limpiarse la cara y ponerse más... presentable, tomó su cuchara y comenzó a comer su helado como si no hubiera un mañana. No era de sorprender que no se congelara el cerebro, porque bueno... él no tenía algo dentro de su cabeza que le ayudara a pensar y a comportarse como todo un hombre de su edad.

Al acabarse medio bote, soltó un suspiro y miró fijamente a la menor. Su cara era más seria que de costumbre, lo cual significaba que él tenía algo importante o no tan importante que decir.

- Ceci... ¿tendrías un hijo conmigo?
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Vie Dic 07, 2012 9:25 pm

No le permitió volver a tocarle los pechos, pero debía admitir que el mayor realmente era tan insistente como un niño pequeño cuando se ponía en ese plan. Tenía que usar toda su fuerza para haber atrapado su cara con la palma de una mano y así tratar de mantenerlo alejado. Finalmente sus intentos parecieron desistir de una vez por todas, logrando que ella retirara su mano para suspirar más tranquila, aunque no debía bajar la guardia, el otro era bastante impredecible.

Sin poder evitarlo, enarcó una ceja en cuanto Dustin le comentó sobre el método de su madre... había oído rumores, pero no los creyó ciertos. Pero bueno, bien podía ser que su amo simplemente se hubiese dejado llevar, como solía acostumbrar.

En silencio, simplemente se limitó a verlo comer helado como toda adolescente despechada hasta que se lo terminó por haberlo depredado a una velocidad supersónica sin resultar víctima del congelamiento cerebral. Pero quizá dedujo demasiado pronto que el frío del helado no le había afectado, puesto que de pronto lo vio quedársele con la vista clavada sobre ella, completamente serio. Cosa que era sumamente rara en él. ¿Acaso le dolía la cabeza?...

Iba a preguntarle, cuando de pronto el mayor le soltó esa propuesta.

Decir que se quedó en blanco era poco, y en su rostro se dibujó una mueca propia de alguien que observa como de la nada se le aparece un extraterrestre en frente suyo. Finalmente, un tic se apoderó de uno de sus ojos a medida que comenzaba a asimilar el pedido, y con una almohada, que fue lo primero que sujetó, golpeó con todas sus fuerzas la cabeza del otro para luego ponerse de pie de golpe, molesta y sonrojada como un tomate.

-¡¡¿Cómo se te ocurre pedirme eso?!! ¡¡SOY HOMBRE!!
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Vie Dic 14, 2012 1:06 am

Se sobó la cabeza, pese a que el almohadazo no le había dolido mucho. Había aprendido con el tiempo que debía de comprar almohadas de pluma si es que quería evitar alguna contusión en la cabeza o algo así. Un mohín apareció en su cara, mientras que abrazaba con fuerza una de sus almohadas, casi como si él fuera la chica y la otra el chico.

Tal vez después de todo Cecilia tenía razón(?).

- Oh, vamos Ceciii~ no digas eso. Sabes que eres una chica, y una muy bonita - sonrió -. ¡Y lo que te estoy pidiendo no es algo malo~! - o al menos así lo veía él -. Si tengo un heredero, entonces todo estará bien si algo me llega a pasar en el Ragnarok. Él podría seguir dándote de su sangre, y así no morirías - indicó.

Luego pasó a sonrojarse un poco y a bajar la mirada, la cual medio ocultó tras su almohada. Su rulo se enroscó levemente, y los ojos del pelirrojo se volvieron a llenar de lágrimas. Una imagen adorable para cualquiera que lo viera(?).

- A-además ya no tengo a nadie a quién pedírselo. Mira-oneesama me castraría, Bent me mataría si le intento pedir aquello a Lou-chan, Alice-chan me haría algo similar... al igual que el resto de mis hermanas - suspiró, para luego voltear a verle de forma suplicante -. Eres mi última opción - susurró.
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Vie Dic 14, 2012 1:40 am

No pudo evitar sonrojarse hasta la médula en cuanto le dijo que era bonita. Ella era la mujer menos femenina sobre la faz del planeta, ¿qué podía tener de bonita?... aunque bueno, no se iba a quejar, quizá era la primera vez en toda su vida que un chico le decía algo como eso, y realmente le quitaba todas ganas que haya tenido antes de ahorcarlo por lo anterior.

Aunque lo siguiente la hizo bajar la mirada, igual de sonrojada pero un poco decaída por sus palabras. Le alegraba y avergonzaba al mismo tiempo que se preocupara por ella a tal punto, pero la hacía sentir mal el hecho de que mencionara siquiera la posibilidad de que algo le pasara en el Ragnarok. Finalmente volvió a mirarlo, bastante conmovida por sus palabras y aún sonrojada, pero con una notoria firmeza en su mirada.

-Amo...- Comenzó diciendo. -Creí haber dejado en claro ya que no voy a permitir que suceda nada en el Ragnarok, mi deber es justamente el de servir como escudo y arma, así que no tiene de qué preocuparse- Afirmó completamente segura.

Ella había revivido con el único fin de servirle y pelear a su lado en el Ragnarok. Era cierto que tenían muy pocas posibilidades siendo solo dos y ella con su magia tan desastrosa, pero iba a hacer todo lo que estuviese en sus manos para defenderlo de todo.

Aunque la siguiente escena realmente volvió a moverle el corazón. Si bien lo que decía no era muy alentador que digamos, la cara que estaba poniendo lo hacía ver tan adorable como el pequeño angelito que no era. Por unos momentos realmente la hizo titubear, en especial por lo anterior, ya que esas razones eran más convincentes.

Sin poder evitarlo, se sonrojó por completo y volvió a bajar la mirada, temblando un poco y sin saber qué hacer. Se estaba poniendo demasiado nerviosa por el simple hecho de considerar la idea.

-B-bueno... s-si lo pone d-de ese modo entonces s-supongo que no hay opción... ¿v-verdad?- Habló quedamente, en un tono muy bajito y tembloroso. Con esas razones que le había dado le sabía realmente mal, por no decir que se le hacía imposible el negarse a ayudarlo... siempre y cuando el único fin fuera ese y no el de saciar unas posibles oscuras intenciones que pudiese tener para con ella.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Dom Ene 20, 2013 6:15 pm

Estaba a punto de darse por vencido y dejar el tema al notar que la otra se estaba poniendo incómoda. Tampoco es como si fuera a obligarla, Cecilia era algo sumamente importante para él y haría todo lo que fuera para protegerle, aunque muchas veces ella quisiera estrangularlo por ser tan idiota.

Sin embargo, en cuanto ella aceptó, él no pudo evitar mostrarse realmente feliz. Su rostro se iluminó, sus mejillas se sonrojaron y casi por arte de magia aparecieron brillitos alrededor de su persona. Estrujó su almohada con fuerza, haciendo que un par de plumas salieran de esta debido a la presión.

- ¡¿De verdad?! - chilló contento, olvidando por un momento su depresión a causa de su edad y del hecho de que todas las chicas le huían. Tiró su almohada y el bote del helado por allí (luego lo limpiaría con magia) y tomó a la otra de la muñeca para jalarla hacia él y abrazarla con fuerza - ¡Gracias Ceci! ¡Gracias, gracias, gracias, gracias~!

Y de un momento a otro se había puesto a rodar en la cama con ella. Parecía todo un niño pequeño en vez del adulto que se suponía que era, pero bueno, no es como si eso le importara al pelirrojo. En esos momentos estaba estúpidamente feliz y nadie le quitaría la emoción del momento.
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Lun Ene 21, 2013 2:20 am

No pudo evitar sobresaltarse un poco al ver el repentino estado deplorable en el cual quedó la pobre almohada al hallarse entre los brazos del pelirrojo al momento que la emoción incontenible afloró en él, a tal punto que apretó con demasiada fuerza hasta hacerla casi reventar ya habiéndole sacado dos plumas. Fue una suerte que lo que estaba entre sus brazos en ese momento era la desafortunada almohada en lugar de ella, o de lo contrario estaba segura de que ya tendría más de un hueso roto con ese "abrazo".

Aunque bien sabía que aquello no iba a durar mucho, y como no podía ser de otra manera en poco tiempo ella fue apresada por él entre los mismos brazos que casi aniquilaron a la almohada. Todo lo que quedaba por hacer era noquearlo de un buen puñetazo si es que de pronto llegaba a sentir que sus huesos cedían o ya no podía respirar.

Lo que no esperó (y a decir verdad, no se explicaba como no había previsto ya un comportamiento semejante viniendo de él) era que se pusiera a rodar de la nada a lo largo de toda la cama, sobresaltándola un poco ante lo repentino de tantas acciones juntas.

Finalmente, sonrojada hasta las orejas por la vergüenza, cerró con fuerza los ojos antes de abrir la boca de nuevo.

-¡B-bueno! Pero si vamos a estar rodando todo el día mejor me voy a practicar tiro al blanco- Advirtió de una vez para que la soltara. Comenzaba a marearse de tanta vuelta.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Miér Ene 23, 2013 7:45 pm

Decir que estaba feliz era quedarse corto. Aún seguía sin creerse el que Cecilia hubiera aceptado el tener un hijo con él, ¡era sin duda, el segundo día más feliz de su vida! (el primero fue cuando descubrió el helado de chocolate).

- ¡Oh! Cierto~ - canturreó cuando la otra le amenazó irse de allí para ir a practicar con su pistola. Aún no entendía porque ella usaba ese tipo de armas si contaba con su magia, la cual era mil veces más letal, pero bueno...

De un brincó se puso de pie en el suelo y tomó a la otra de las muñecas, sólo para empujarla hacia la salida. No paraba de tararear y de dar brinquitos mientras avanzaba, y si alguien más lo hubiera visto, hubiesen jurado que el pelirrojo se trataba de un niño en un cuerpo de adulto y que la chica era su madre... o algo así. En fin.

- ¡Ve a tu cuarto y busca el regalo de cumpleaños que te dije que no abrieras a menos de que la situación fuera de gran importancia! - le indicó -. Ponte lo que hay allí y regresa en cinco minutos, ¿vale? - sonrió, y antes de que la menor pudiera decirle algo, él le cerró la puerta en la cara (claro, despacio) y rápidamente desenfundó su varia.

Lanzó hechizos a diestra y siniestra, haciendo que todo el cuarto se iluminara de diferentes colores y las chispas cayeran de forma graciosa al suelo. Las paredes se habían vuelto de un color carmesí, el suelo estaba ahora recubierto por una suave alfombrilla blanca, e incluso se había permitido cambiar la cama por una redonda con suaves y esponjosas sábanas y almohadas con forma de corazón.

Además, agregó al ambiente música relajante y pétalos de rosa que caían mágicamente desde el techo. Una vez que terminó con su obra, pasó a arrancarse sin mucho problema su ropa y a lanzarse contra la cama. Faltaba poco para que Cecilia regresara, así que se apresuró a colocarse en una pose sexy, de frente a la puerta de la habitación.

Y una vez que esta se abrió, Dustin puso su mejor cala de galán... con todo y ceja enarcada.

- Bien, ¿lista para recibir algo de amour, Ceci~?
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Miér Ene 23, 2013 10:07 pm

De un pronto a otro fue prácticamente que echada del cuarto así como si nada. Parpadeó un par de veces algo anonadada en lo que procesaba lo rápido que había ocurrido todo, y cuando finalmente salió de ese estado se limitó a suspirar y dirigirse hacia su cuarto para ejecutar la orden de su amo.

Sentía sus mejillas calientes durante el camino, probablemente estaba sonrojada. Y no era para menos... ¿acaso estaba consciente de lo que estaba a punto de hacer? ¡¿Por qué aceptó a tener un hijo con él?! Jamás se le había pasado por la cabeza el hacer algo como eso... quizá fue por la tensión del momento...

Pero fuera cual fuera el caso, lo dicho y a se había dicho y no había vuelta atrás. Una vez en su habitación, se fue directo al armario para sacar aquél paquete que le había regalado Dustin un par de años atrás. Lo más extraño era que era un regalo tan sorpresa que ni siquiera la había dejado mirar dentro... ni cuando se lo entregó. En fin, comenzó a desatar el lazo para luego abrir la caja. Lo que fuese que se encontraba dentro debía ser algo de suma importancia o algo similar, después de tod...

Blanco.

Seda casi transparente.

Breteles.

Braguitas del mismo material...

¡¿QUÉ RAYOS ES ESTA COSA?!

La alzó con las puntas de sus dedos de los breteles para examinarla contra la luz de su ventana, notando que además de que cubría muy poco, era prácticamente transparente. No tardó en sentir su rostro arder por culpa del tremendo sonrojo. ¡¿Dustin quería que se pusiera eso?!

Lo bajó de nuevo hasta la cama y se alejó un par de pasos, con la respiración agitada casi como si estuviese en pleno ataque de pánico. ¿Eso no era lo que se conocía como "lencería erótica"?... momento... lo más preocupante no era eso, sino el hecho de que su amo se lo hubiese regalado años atrás... ¡¿O sea que ya la tenía en la mira desde hace tiempo?!

Después de un rato tragó grueso y suspiró. De todos modos no tenía de otra. Una orden era una orden, y como su Sirviente no podía desobedecer por nada del mundo. Sin que se le bajase el sonrojo de las mejillas, comenzó a desvestirse despacio para luego colocarse aquél traje. No salió del cuarto sin antes haberse mirado al espejo, sólo para avergonzarse y arrepentirse más. ¡Estaba casi desnuda! Ese babydoll súper corto además del escotazo tan pronunciado estaba completamente abierto en el centro, y esas braguitas blancas de encaje no dejaban mucho a la imaginación.

Farfullando y sonrojada hasta las orejas, salió del cuarto a paso rápido para caminar de regreso a la alcoba de su amo. Pensaba que mientras más rápido terminara con eso, mejor. Pero lo que no calculó fue encontrarse con... eso... apenas abrió la puerta.

A cuadros se quedó. Por un momento el silencio -quitando la música de fondo, claro- se apoderó del lugar, mientras que el sonrojo intenso volvía a subir por todo el rostro de la chica. Lentamente y como si no hubiese pasado nada, salió del cuarto y cerró la puerta para luego reclinarse contra esta y mirar fijamente al suelo. Pronto se halló respirando agitada y con el corazón desbocado. ¡¿Por qué su amo no podía ser una persona normal?! ¡No, aquello la puso más nerviosa!...

Pero debía hacerlo.

Respiró hondo en un intento por calmarse y despacio, se giró para volver a abrir la puerta y cerrarla detrás de ella. Sin despegar la mirada del suelo y con el cuerpo completamente tenso, caminó directo hacia la cama del otro para subirse sobre esta y arrodillarse frente a él, dejando sus manos cerradas en un puño apretado sobre sus muslos a causa de lo tensa que se encontraba.

Ante el silencio, sintió que las reacciones de su cuerpo no hacían más que empeorar, y pronto comenzó a temblar un poco.

-¿Y-y a-ahora qué?- Fue todo lo que pudo farfullar con la voz temblorosa a causa de la vergüenza y los nervios, sin atreverse a mirarlo.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Dustin Di Germania el Jue Ago 29, 2013 4:29 am

Cuando la vio entrar por primera vez, sintió que el mundo se borraba a su alrededor.

Sabía que Cecilia era bonita, pero así se veía realmente hermosa. Casi como un ángel caído del cielo. Su piel blanca se veía realmente bien con ese babydoll, y sus mejillas sonrojadas no hacían más que hacerla ver sexy y adorable. Estuvo a punto de ponerse de pie para acercarse a ella y comportarse como todo el caballero que no solía ser... hasta que ella se salió de un momento a otro, dejándolo a cuadros.

¿Realmente estaba pasando eso?

Parpadeó varias veces, más que confundido. ¡No había hecho nada malo! ... ¿o tal vez había exagerado con los pétalos? ¿Acaso la otra prefería que fueran de rosas blancas? Se sujetó el mentón, pensativo, mientras que se sentaba en la cama y buscaba algo que le hubiese molestado a la otra.

Dejó de pensar en eso cuando la otra regresó, y una pequeña sonrisa de alivio creció en sus labios. Ya comenzaba a creer que tendría que ir a perseguirla por todo el castillo.

- Bueno... - se puso de pie y se acercó lentamente a ella, sin dejar de verla de pies a cabeza. Una pequeña y tranquila sonrisa creció en su rostro, mientras que sus manos iban hasta los brazos de ella para acariciarlos, antes de que comenzaran a subir hasta llegar a las mejillas, las cuales acarició como si se tratara de la más fina porcelana.

- Decir que estás hermosa es quedarse corto, Ceci - bromeó, y con cierta torpeza (y hasta cierta dulzura) se inclinó un poco para poder rozar sus labios contra los de ella.

El roce fue pequeño y delicado, casi como si las alas de una mariposa se hubieran topado con los labios de la menor. Lentamente se separó de ella para poder mirarla, curioso por su posible reacción. Sabía por todo lo que ella había pasado antes de que se conocieran, así que no quería ser tan bruto como para asustarla. Vale que a veces su cerebro parecía estar muerto, pero para ese tipo de cosas no estaba tan idiota; el pelirrojo no quería lastimarla, ¡nunca se atrevería! La muchacha era lo más precioso para él.

- Ceci... - hizo una leve mueca, preocupado - ¿segura que quieres hacer esto? No quiero obligarte a nada, de verdad. T-tú... eres bastante importante para mí - medio sonrió, sintiéndose algo torpe al mostrarse así.
avatar
Dustin Di Germania
Mago

Mensajes : 34
Fecha de inscripción : 21/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Cecilia Vargas el Jue Dic 19, 2013 10:06 pm

Sus ojos continuaron firmemente clavados en algún punto del edredón de la cama, sin atreverse a alzar la mirada más allá como para encarar al mayor. No podía. Simplemente, no podía, estaba trancada por esa vergüenza brutal que se la comía por dentro. Y la mirada que sentía sobre ella no estaba siendo de gran ayuda para aliviar la tensión que sentía en su cuerpo tembloroso.

Casi brincó cuando sintió las manos del contrario recorrerle los brazos, y al llegar hasta sus mejillas no le quedó de otra más que alzar el rostro para mirarlo por unos instantes, sintiendo el rostro arder como un fuego vivo. El nerviosismo era tal, que en lugar de dejarse dominar por uno de sus arranques violentos para sacárselo de encima y salir corriendo decidió mejor cerrar con fuerza los ojos. Debía resistir cualquier impulso que tuviese para no arruinar esto. Tenía que obedecer, no quería defraudar a su amo.

Y en medio de la negrura cuando cerró los párpados, sintió un leve roce en sus labios contra otros igual de suaves y cálidos, que la hizo estremecerse levemente. Aunque a diferencia de la vez anterior, ya no tanto por el nerviosismo, sino por la expectación. Nunca antes había sido tocada de esa manera por él, y por más que sabía de sobra que Dustin sólo intentaba ser cuidadoso con ella, su cuerpo naturalmente continuaba con ligeros temblores a causa de las correntadas eléctricas que se disparaban por su piel.

Pero lo que la hizo abrir los ojos para mirarlo con cierto aire inesperado fueron las palabras que le dedicó entonces. Siempre creyó que con lo desesperado que era, Dustin iba a ser de los primeros en tirársele encima tan pronto tuviese la afirmativa para acceder a su cuerpo con total libertad. El trato suave que le dedicó la había dejado algo perpleja por un momento.

Pero al la vez la hizo bajar nuevamente la mirada, pensándoselo detenidamente con los nervios a flor de piel.

¿Ella realmente quería perder su virginidad de esa manera?... Recordó entonces la experiencia anterior que tuvo cuando intentaron abusar de ella, y con total certeza determinó que prefería mil veces perderla con él que de alguna otra manera. Además, no le molestaría en realidad hacerlo con Dustin... no era tan mala opción... dejando de lado sus idioteces, tenía una relación bastante buena con él, y era de confianza... sabía que no la iba a usar para luego desechar como un trapo viejo; menos después de todos los años que estuvieron viviendo juntos.

Cerró fuerte los párpados y tras tomar aire, asintió, antes de atreverse a volver a mirarlo a los ojos, esta vez ya más determinada.

-No me molestaría hacerlo- Contestó finalmente.

Ahora comenzaba a salpicarse entera de todo el nerviosismo que volvía a ascender por su interior como la lava ardiente de un volcán. Ya no había vuelta atrás.
avatar
Cecilia Vargas
Ángel

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 20/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Helado para dos (Privado)

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.